image

Se suelen asociar a los esfuerzos comunicacionales de las marcas con los mercados reconocidos y de gran volumen, lo que pareciera la clave del éxito asegurado. Sin embargo, las audiencias se han complejizado con el pasar del tiempo y las empresas no están captando las reales necesidades de éstas, dejándolas muchas veces de lado sin ser conscientes de las oportunidades que representan. A continuación detallaré los dos tipos de mercados a tratar en este artículo, y a luego destacaremos la importancia de segmentar las audiencias para la creación de estrategias efectivas.

El mercado de masas está compuesto por los mercados de alto volumen, pudiendo denominarlo también “mercado de la mayoría” el cual sigue cumpliendo un rol protagónico por entregar la posibilidad de poner en el mercado bienes o servicios con un alto nivel de demanda, lo cual permite a la marca recuperar con mayor rapidez los gastos realizados, como por ejemplo, películas populares para las masas. Por otro lado, nos encontramos con un montón de pequeños grupos con necesidades más específicas y menos comunes, lo que podemos denominar como nicho, los cuales son de menor tamaño pero permiten un nivel mayor de cercanía entre la marca y el consumidor permitiendo compartir códigos en común que el mercado de masas pasa por alto.

Haciendo referencia a esto ultimo, se pone sobre la mesa la importancia segmentar de manera más complejas y específica la cual está dada por la capacidad de llegar a nichos dispuestos a consumir si se les capta de la manera correcta a través de la satisfacción de sus necesidades y la posibilidad que entrega de acercarse más allá a estas audiencias. Es así como actuaron marcas como Raphsody o Netflix, la cual a través de la inmensa accesibilidad y el sistema de recomendaciones y de la oferta de filmes que no fueron tan populares en el mercado masivo, logró satisfacer a los nuevos grupos de consumidores y crear una marca fuerte y con millonarias utilidades. Cabe destacar que se podría creer que segmentar puede resultar más costoso que comunicar en masa, pero considero que si se realiza una estrategia eficiente y efectiva esto no tendría por qué ser así, además las plataformas digitales permiten segmentaciones más precisas a menor costo.

Y si de nichos vamos a hablar, me gustaría hacer referencia a tres en específico, los cuales dejan en evidencia que a través de la segmentación es posible descubrir y/o construir nuevos mundos comunicacionales. El primero de estos son los tatuajes, el cual posee un sistema de códigos particulares muy alejados de la norma masiva por la lejanía -cada vez menor, si, lo reconozco- de este mundillo con el mercado dominante. El segundo es todo lo relacionado con el Cannabis, una industria en alza que cada dia tiene más adherentes y una mayor oferta de productos relacionado con esto, sin embargo continua siendo un nicho ya que constituye un mercado selecto. Finalmente los nichos animalistas quienes comparten valores y comportamientos de consumo en común, quienes hoy tienen una oferta cada vez mayo de productos a su disposición.

Entonces, por la capacidad de llegar a grupos específicos y por la posibilidad de satisfacción de necesidades no cubiertas, es que hoy es importante que las marcas se acerquen a los nichos, ya que son un gran potencial para la comunicación y para las marcas, alejadas de la masividad que hoy está perdiendo como en la guerra por no adaptarse a lo que ya podemos llamar tendencia.

Advertisements